AAVV, La cincuentena pascual, CPLB

La cincuentena pascual es el “tiempo fuerte” por excelencia: siete semanas celebradas como un solo día. Pero no es fácil dar a sus celebraciones un tono festivo y variado, dentro de la clave pascual. Parece como si las energías pastorales se hubieran agotado en la Cuaresma y en la Semana Santa. Para el Tiempo Pascual, que es más importante que toda su preparación, apenas quedan ideas. A veces falta incluso claridad en los objetivos a alcanzar. Se ofrece resumidas sobre su sentido litúrgico, su espiritualidad y las líneas generales de su pastoral.

Deja un comentario

Tu dirección de e-mail no será publicada.